Festividad de María Reina

22/08/2019

Celebramos a María Reina, festividad instaurada por el Papa PioXII en el año 1954. Juntos recordamos el testimonio de San Juan Pablo II al referirse a la Virgen como Reina: "Es una Reina que da todo lo que posee compartiendo, sobre todo, la vida y el amor a Cristo".

 

Oficina de Prensa y Comunicación

Conferencia Episcopal Argentina

Carta en pronunciamiento sobre la tragedia de los incendios en la Amazonía

22/08/2019

Compartimos la carta difundida por los Obispos de América Latina y el Caribe en pronunciamiento sobre la grave tragedia de los incendios en la Amazonía:

"Levantamos la voz por el Amazonas".

 

Oficina de Prensa y Comunicación

Conferencia Episcopal Argentina

Revista Digital 50° Aniversario: Colecta Nacional Más Por Menos

20/08/2019

Compartimos la revista digital, edición especial, 50° aniversario de la Comisión de Ayuda a las Regiones Más Necesitadas.

Acompañamos el enlace al archivo en formato PDF para su lectura y/o descarga.

Agradecemos su difusión.

 

Oficina de Prensa y Comunicación

Conferencia Episcopal Argentina

La Comisión Ejecutiva recibió la visita del Dr. Alberto Fernández

21/08/2019

En el día de la fecha, el candidato a Presidente de la Nación por el Frente de Todos, Dr. Alberto Fernández, visitó la sede de la Conferencia Episcopal Argentina. Fue recibido por su Presidente, Monseñor Oscar Ojea, junto al Vicepresidente I del Episcopado, Monseñor Mario Poli, Arzobispo de Buenos Aires, Cardenal Primado de la Argentina y Monseñor Carlos Malfa, Secretario General del Episcopado Argentino.

 

El Dr. Fernández estuvo acompañado por el Lic. Santiago Cafiero.

 

Los Obispos conversaron e intercambiaron opiniones sobre la delicada situación socio-económica que afecta a todos los argentinos, y desde su mirada de Pastores compartieron con el candidato lo manifestado en la 182° Reunión Comisión Permanente que se llevó a cabo la semana pasada: “Es necesario que en este tiempo se trate especialmente de cuidar el bien común “privilegiando a los pobres, que son los que más sufren”.

 

La Comisión Ejecutiva expresó en la reunión que este tiempo presente de la Patria necesita un diálogo eficaz y del cual participen todos los sectores. Diálogo que lleve a establecer acuerdos estables para la continuidad del proceso electoral y favorezcan soluciones al momento difícil que se está viviendo.

 

El encuentro se dio en el marco de la disponibilidad de la Iglesia a dialogar con los candidatos de todos los sectores sociales y políticos. 

 

Los Obispos Argentinos se manifestaron sobre el año electoral en la Asamblea Plenaria del mes de marzo, cuando en el documento "Con esperanza, educación y trabajo, artesanos de una nueva Argentina”, pidieron a todos los candidatos que “presenten propuestas concretas a los ciudadanos en sus plataformas electorales y a la vez, que las campañas sean austeras, con gastos transparentes.

Buenos Aires, 20 de agosto de 2019.

Pbro. Máximo Jurcinovic

Director de la Oficina de Prensa

Conferencia Episcopal Argentina

Encuentro Nacional de la Comisión Episcopal para la Pastoral de la Salud

19/08/2019

Con el lema “Acercarte para acompañar la vida”, desde el 16 al 19 de agosto, se realizó en la Universidad del Norte Santo Tomás de Aquino (UNSTA) de la ciudad de San Miguel de Tucumán, el Encuentro Nacional de Pastoral de la Salud. El presidente de la Comisión Episcopal para la Pastoral de la Salud, Monseñor Alberto Bochatey O.S.A., Obispo Auxiliar de La Plata, celebró la participación de profesionales, agentes de pastoral, capellanes hospitalarios, sacerdotes, religiosos y actores del mercado de la salud, quienes brindaron de su tiempo para esta noble causa.

 

En diálogo con la Oficina de Prensa y Comunicación del Episcopado Argentino, el Padre Tomás Barbero, Secretario Ejecutivo de la Comisión Episcopal para la Pastoral de la Salud, compartió que:

 

“Aquí estamos en nuestro Encuentro Nacional de Pastoral de la Salud en Tucumán junto a más de 400 hermanos de todo el país; desde Ushuaia hasta la Jujuy han venido a compartir este hermoso encuentro en el que nos estamos formando juntos en el acompañar la vida, levantando el lema “Acercarte para acompañar la vida”.

 

Hemos disfrutado mucho de cada uno de los momentos. Esperamos que esta reunión nacional de sus frutos y continuemos por este cálido camino llevando este tipo de encuentros a todas las Diócesis del país. El encuentro en el compartir enriquece todo lo que hemos trabajando y continuamos haciendo junto a nuestros enfermos y afectos.

 

Aprovechamos estos espacios para la reflexión en torno a algunas orientaciones que nos ayuden a seguir acompañando sobre todo a nuestros hermanos enfermos.

 

Dios los bendiga, muchas gracias”.

 

Asimismo, Monseñor Alberto Bochatey, transmitió su testimonio y gratitud:

 

“Estamos muy alegres compartiendo el Encuentro Nacional de la Comisión Episcopal para la Pastoral de la Salud con hermanos y hermanos de todo el país buscando concentrar cada momento en la mejoría de la relación con el paciente, con el enfermo.

 

El ciudadano argentino, cuando está enfermo, de forma especial saca a relucir sus necesidades espirituales. No siempre los gobiernos o instituciones o las estructuras públicas dan este servicio por lo que somos muchas veces el voluntariado, la cercanía de enfermería, quienes brindan esta ayuda espiritual a aquel que está necesitado de atención. En la enfermedad, en el dolor, en el sufrimiento Cristo se hace presente y nosotros podemos testimoniarlo de forma libre y gratuita con la plenitud del compromiso y con la Evangelización en el Anuncio de la Verdad de Cristo, que es el médico el que ha venido a salvar al enfermo.

 

Quiero como presidente de esta Comisión Episcopal hacerles llegar un saludo muy especial a todo el país y alentarlos realmente a todos aquellos que trabajan en la Pastoral de la salud, en todas sus manifestaciones,  a seguir adelante y a aquellos que pudieran brindar un poco de su tiempo acercarse a los hospitales, a las instituciones e instituciones públicas para acompañar al que sufre por falta de salud.

 

Dios los proteja y bendiga, gracias.”

 

El encuentro centro su objetivo en percibir desde la realidad de cada Iglesia particular, las necesidades y recursos existentes en el ámbito sanitario y la acción misionera que se realiza en el servicio a las personas que sufren y a los que asumen su atención.


Asimismo, intenta discernir de manera participativa, a la luz del Evangelio y del Magisterio de la Iglesia, cuáles son las prioridades en el trabajo pastoral para que éste responda de modo activo, dinámico y actualizado a las distintas realidades.


El encuentro proyecta y propone, diversas líneas y acciones concretas que animan a los pastores, agentes, actores y voluntarios a trabajar con espíritu samaritano y corresponsable ante los desafíos y problemáticas de nuestros tiempos.

El cronograma incluyó diferentes paneles, charlas y conferencias junto a referentes al voluntariado, la formación sanitaria, espiritual y asistencial, las diferentes etapas de la vida, los profesionales de la salud, y la capellanía. Además, se tratarán temas como embarazo, prevención y acompañamiento del aborto y posaborto, adolescencia, adicciones, cuidados paliativos y pastoral del duelo.

 

El encuentro fue declarado de Interés Legislativo por el Gobierno de la Provincia de Tucumán.

 

La Comisión Episcopal de Pastoral de la salud tiene como propósito prolongar la acción de Jesús al enfermo y a sus afectos, como expresión de la ternura de Dios y la Santísima Virgen María hacia quien sufre y como para vivir o superar esa situación.

 

Unidos en oración damos gracias a Dios y la Virgen por este encuentro fraterno. Rezamos por todos aquellos que se encuentran atravesando un momento de complejidad en su salud.

Tucumán, 16, 17, 18 y 19 de agosto de 2019

Oficina de Prensa y Comunicación

Conferencia Episcopal Argentina

“Multipliquemos la alegría del Evangelio”: Carta Pastoral de los Obispos de Córdoba

15/08/2019

Carta pastoral de los obispos de la Región Centro sobre el sostenimiento de la misión de la Iglesia

 

Córdoba, 15 de agosto de 2019

Solemnidad de la Asunción de María

A los fieles católicos de las diócesis de la

Región Pastoral Centro en la Provincia de Córdoba.

Queridos hermanos:

 

  1. Cuando visitamos Villa Cura Brochero no deja de admirarnos la obra del Santo Cura en Traslasierra. La Casa de Ejercicios con su capilla y el Cristo de rostro gaucho son el testimonio visible de una intensa evangelización. Solo Dios sabe cuánto bien se sigue derramando desde ese lugar de gracia.
  2. ¿Brochero lo hizo solo? De ninguna manera. Como el mismo Jesús que comenzó su misión buscando compañeros de aventura, San José Gabriel supo despertar lo mejor de cada serrano, promoviendo los dones de cada uno para el servicio de todos.
  3. Y si miramos a los otros beatos cordobeses, vemos cosas parecidas. Ahí está Madre Tránsito recorriendo los barrios pobres de Córdoba, recibiendo y dando con generosidad. Ahí está también Madre Catalina y su promoción de la mujer. El beato Angelelli, más cercano en el tiempo, plasmó en su ministerio episcopal la renovación de la Iglesia promovida por el Concilio Vaticano II: una Iglesia pobre y al servicio de los pobres, con una pastoral orgánica, misionera y encarnada.
  4. Inspirados por estos ejemplos, los obispos de las seis diócesis de Córdoba hemos visto oportuno promover una campaña de sostenimiento de la obra evangelizadora en nuestras Iglesias diocesanas. Se trata de una acción común, cuyo objetivo es concientizar a los bautizados sobre nuestra responsabilidad de sostener la obra evangelizadora. Nos ha parecido conveniente destinar, cada año, el mes de marzo para su realización.
  5. Como escribía San Pablo a la comunidad de Corinto: “Ya conocen la generosidad de nuestro Señor Jesucristo que, siendo rico, se hizo pobre por nosotros, a fin de enriquecernos con su pobreza” (2 Co 8, 9). Hoy, en nuestras Iglesias diocesanas, se teje una red solidaria de comunidades, vocaciones, carismas y servicios que, día a día, llevan adelante la evangelización. Y lo hacen con pasión, alegría y generosidad. Así se hace visible la generosidad del Señor Jesús. 
  6. Damos gracias a Dios, pues nuestras comunidades siguen experimentando lo que nos cuenta el evangelio sobre aquella viuda pobre que conmovió al mismo Jesús: dio más que nadie, lo dio todo, se dio a sí misma (cf. Lc 21, 1-4). La generosidad de los pobres nos interpela a todos. Tenemos que ser más generosos con la misión evangelizadora.
  7. Lo sabemos bien: si compartimos con generosidad, lo poco siempre es mucho. Como aquel chico que, con cinco panes y dos pescados, hizo posible la multiplicación de los panes. Cada uno de nosotros, por tanto, ha de sentirse llamado a hacer su aporte generoso de tiempo, talento y dinero. Todos tenemos algo para compartir y, así, edificar la comunidad que anuncia el Evangelio.
  8. Las diócesis cordobesas somos Iglesias hermanas que transitamos un camino común de santidad y misión. Nos sentimos interpelados a una profunda conversión pastoral que nos haga más disponibles para comunicar a todos la alegría del Evangelio. Tenemos que dar pasos para crecer en nuestra comunión solidaria. Esta conversión nos involucra a todos, en primer lugar, a los pastores: los obispos y nuestros Presbiterios. También a los diáconos, demás ministros y agentes de pastoral. A nuestras comunidades, familias, laicos y consagrados. 
  9. Desde hace tiempo, la Iglesia en Argentina busca crecer en este compartir solidario. Nuestra iniciativa ha de comprenderse en el horizonte de ese camino más amplio que, con distinta intensidad, involucra a las diócesis de todas las regiones pastorales de nuestro país y a la misma Conferencia Episcopal.
  10. Para pensar esta propuesta hemos recordado el Plan Compartir que, en su momento, fue una iniciativa muy valiosa en orden a una reforma eclesial que implicara también una mayor comunión de bienes. Muchas de sus orientaciones son todavía útiles y tenemos el propósito de aprovecharlas.
  11. Tenemos la intención de realizar la primera experiencia en marzo del próximo año 2020. Para ello nos disponemos a convocar un Equipo animador interdiocesano que piense la forma concreta que ha de tener esta campaña, a partir de las experiencias de cada una de nuestras diócesis en esta materia.
  12. Recordemos las palabras del Señor, al contemplar a la multitud que lo sigue, ansiosa por escuchar su Palabra: “«La cosecha es abundante, pero los trabajadores son pocos. Rueguen al dueño de los sembrados que envíe trabajadores para la cosecha” (Mt 9, 37-38). Esos trabajadores en el campo de Dios somos cada uno de nosotros. Trabajemos juntos. Compartamos lo que Dios nos ha dado. Multipliquemos la alegría de Jesús en los corazones de nuestros hermanos.
  13. Ponemos esta iniciativa en las manos de María. Ella nos enseñe con su sabiduría de madre a compartir con todos la multiforme gracia de Dios.

 

Los obispos de Córdoba:

+ Carlos Ñañez, arzobispo de Córdoba

+ Adolfo Uriona, obispo de Río Cuarto

+ Samuel Jofré, obispo de Villa María

+ Sergio Buenanueva, obispo de San Francisco

+ Ricardo Araya, obispo de Cruz del Eje

+ Gustavo Zurbriggen, obispo prelado de Deán Funes

+ Pedro Torres, obispo auxiliar de Córdoba

+ Ricardo Seirutti, obispo auxiliar de Córdoba

Oficina de Prensa y Comunicación

Conferencia Episcopal Argentina

Culminó la 182° Reunión de Comisión Permanente del Episcopado Argentino

14/08/2019

En la mañana de hoy, culminó la 182° Reunión de Comisión Permanente del Episcopado Argentino.

 

La mañana se inició como una exposición de Monseñor Ramón Dus, Arzobispo de Resistencia y Presidente de la Comisión Episcopal de Catequesis y Pastoral Bíblica sobre la continuidad en la elaboración del catecismo argentino.

 

Posteriormente, Monseñor Miguel Ángel D'Annibale, Obispo de San Martín y Presidente de la Comisión Episcopal de Liturgia, compartió la presentación del camino que se viene realizando en la redacción de la colección de Misas de la Virgen María. Los obispos definieron el temario de la próxima Asamblea Plenaria del Episcopado Argentino a realizarse en el mes de noviembre.

 

En esta Reunión se han votado y elegido a dos nuevos Secretarios Ejecutivos: Comisión Episcopal de Pastoral Social, Sr. Juan Pablo Tettamanti y Cdor. Oscar Gómez como Secretario Ejecutivo de la Comisión Episcopal para el Sostenimiento de la Acción Evangelizadora de la Iglesia.

 

Al finalizar la 182° Reunión de Comisión Permanente presidida por Monseñor Oscar Ojea, los obispos expresan lo siguiente:

        “Valoramos la numerosa participación del pueblo argentino en las P.A.S.O. del domingo pasado, que se desarrollaron en paz y sin contratiempos. Esperamos que esa actitud ejemplar se refleje ahora  en todos los sectores de la comunidad nacional. Se trata especialmente de cuidar el bien común “privilegiando a los pobres”, que son los que más sufren.

         Ofrecemos nuestra oración de pastores e invitamos a todas las parroquias y comunidades a rezar la Oración por la Patria.

Buenos Aires, 14 de agosto de 2019.

Pbro. Máximo Jurcinovic

Director de la Oficina de Prensa y Comunicación

Conferencia Episcopal Argentina

Síntesis de la primera jornada de la 182° Reunión de Comisión Permanente

13/08/2019

En la mañana de hoy, comenzó la 182° Reunión de Comisión Permantente del Episcopado Argentino.

 

Al iniciar la jornada, el Encargado de Negocios a.i. de la Nunciatura en la Argentina, Monseñor Aliaksandr Rahinia, recordó al fallecido Sr. Nuncio Apostólico, Monseñor León Kalenga Badikebele. Resaltó la importancia de Monseñor Léon al preparar junto a los obispos la Visita Ad Limina Apostolorum y compartir la alegría de la beatificación de los Mártires Riojanos.

 

Los obispos realizaron el intercambio pastoral en el cual expresaron diversas situaciones de la Iglesia en la Argentina, y en especial hicieron una evaluación profunda e integral de la reciente Visita Ad Limina, destacando los frutos de la misma y el llamado que les hizo el Santo Padre Francisco a renovar la Evangelización. Han puesto de relieve la importancia del momento fraterno que vivieron como pastores. Al finalizar el bloque de la mañana, compartieron trabajos orientados por la Comisión Episcopal de Ministerios, como así aspectos de la organización del próximo IV Congreso Mariano a realizase en la provincia de Catamarca entre el 23 y 26 de abril del 2020.

 

Por la tarde, Monseñor Guillermo Caride, presentó un informe sobre la reforma económica de la Iglesia y la sustentabilidad de la misma. Del mismo modo, propuestas de acción para el desarrollo de fondos y la articulación del trabajo del fondo común solidario. Además los Obispos aprobaron el pedido de la Comisión Episcopal de Migrantes e Itinerantes en consonancia con la propuesta del Papa Francisco de celebrar la Jornada Mundial del Migrante y del Refugiado el cuarto domingo del mes de septiembre de este año (29 de septiembre). También reformularon el elenco de las Diócesis más necesitadas que sirve como base para la distribución de la Colecta Nacional Más Por Menos.

 

Los Obispos comenzaron a elaborar el temario de la próxima Asamblea Plenaria del Episcopado Argentino prevista para el mes de noviembre, sobre el que continuarán trabajando durante el día de mañana, miércoles 14 de agosto.

 

Juntos en fecunda oración, rezamos a Dios y a la Virgen Santísima por nuestros pastores que se encuentran reunidos en la 182° Comisión Permanente.

Buenos Aires, 13 de agosto de 2019.

Pbro. Máximo Jurcinovic

Director de la Oficina de Prensa

Conferencia Episcopal Argentina

Día Internacional de los Pueblos Indígenas

09/08/2019

Mensaje de ENDEPA Nacional

Es de vital importancia revalorizar y acompañar la senda por la cual caminan las Comunidades Indígenas.

 

Como realza la Organización de Naciones Unidas, los Pueblos Indígenas representan una gran diversidad tanto en culturas, lenguas y formas de vida; sin embargo, se encuentran entre las poblaciones más desfavorecidas y vulnerables a causa, fundamentalmente del desinterés por parte de los diferentes Estados.

 

Los Pueblos Indígenas han heredado y practican culturas y formas únicas de relacionarse con su entorno. Mantienen rasgos sociales, culturales, económicos y políticos que son distintos de los predominantes en las sociedades en las que viven, por lo tanto su cosmovisión está conformada por una esencia de profunda riqueza, a la cual hay que cuidar.

 

La temática de sensibilización de 2019 está dedicada a las “Lenguas indígenas”, coincidiendo con la proclamación de éste como el Año Internacional de las Lenguas Indígenas.

 

Súmate en: #ElTerritorioEsVidaSeCuidaYSeDefiende.

ENDEPA Nacional

9 de agosto de 2019.

Oficina de Prensa y Comunicación

Conferencia Episcopal Argentina

Una conversión ecológica indispensable

08/08/2019

En declaraciones a L´Osservatore Romano, Monseñor Oscar Ojea, presidente de la Conferencia Episcopal Argentina, reflexionó sobre el cuidado del medioambiente a la luz del eminente encuentro sinodal y especialmente en relación al llamado a una “conversión ecológica”.

 

Enfatizando en la convicción espiritual, Monseñor Ojea compartió su mirada sobre la situación planetaria, por lo que refirió al magisterio del Santo Padre Francisco:

 

El Papa Francisco en su magisterio nos habla de tres conversiones. La conversión pastoral, de la cual habla profusamente en Evangelii Gaudium y que es la conversión de la Iglesia hacia la misión y un llamado a remover las estructuras que la impiden. Luego, la conversión ecológica que la plantea en la Encíclica Laudato SI y que tiene que ver con el enorme desafío de afrontar esta crisis planetaria que se ha producido en nuestra casa común y la invitación al cuidado de ella.  Y finalmente nos habla de la conversión sinodal de la iglesia, que la va a plantear primero en el discurso del aniversario del Sínodo y luego en Episcopalis Communio.

 

Si nos detenemos en la conversión ecológica, cuando comienza Laudato SI, el Santo Padre nos presenta una situación del hombre frente a la naturaleza fundada en las Sagradas Escrituras y particularmente en el “Cántico de las Criaturas” de San Francisco. Se trata allí de una relación armónica entre el hombre, la naturaleza, el sí mismo, el prójimo y con Dios. Una relación donde San Francisco se dirige primero al Dios Altísimo al cual ningún hombre es digno de nombrar. Y esto es bueno decirlo porque ante todo San Francisco alaba al Altísimo creador y luego al hermano sol, a la luna, a las estrellas, al fuego, al agua y finalmente a la hermana madre tierra. Este maravilloso cántico es el primer poema en lengua vernácula italiana. El Papa toma de esta espiritualidad todo lo que ella significa para pensar al hombre frente a la naturaleza. No como lo plantea el subjetivismo moderno que pone al hombre enfrentado a la naturaleza como si fuera algo distinto al él, como delante de un marco o como un objeto del cual pueda extraer todo lo que quiera o succionar todo lo que quiera, intervenir todo lo que quiera. Ya que el hombre también es naturaleza, el hombre es agua, el hombre es tierra y el hombre es aire.

 

Alejado de una posición de dominianismo o superioridad, el hombre debe verse como a sí mismo como administrador de la casa común. Como un responsable dotado de inteligencia y voluntad pero que sin llegar al extremo de adorar a la naturaleza, que se transformaría en una suerte de panteísmo. El hombre cambia la categoría de “dominio” por lo que va a ser el eje de la Encíclica y que es la categoría de “cuidado”. El cuidado se basa en el respeto por cada ser, por cada criatura que es amada en si misma por Dios y por eso mismo es necesaria y hace a la armonía y al conjunto de toda la creación. Entonces, de alguna manera, el hecho de concebir al hombre cuidando significa que el hombre está guardando, respetando, protegiendo, previniendo y provocando continuamente acciones que lo convierten en el ser responsable de un cuidado para lo cual debe mantener cierto equilibrio y respeto al otro.

Ante la pregunta sobre ¿Cómo resolver entonces este problema que se nos plantea en una naturaleza bella, maravillosa, regalo de Dios y que al mismo tiempo está amenazada frente a un grave peligro? Monseñor Oscar Ojea compartió que para poder desarrollar esto, el Papa Francisco nos plantea en el llamado al Sínodo a una reflexión sobre un territorio concreto que abarca casi ocho millones de kilómetros cuadrados, con el río más grande del mundo que tiene más de mil afluentes y con un ecosistema que resguarda el equilibro a través de la humedad. De una zona en una región que tiene el veinte por ciento de las reservas de agua dulce y que contiene un tercio del carbono del mundo.

 

En este lugar concreto el Papa plantea poder pensar como realizar una conversión ecológica indispensable.  Pone en paralelo el amor por la tierra y el amor por los pobres porque el grito de la tierra es el grito de los pobres, en este caso a los habitantes de estos lugares de la cuenca de la Amazonía.

 

Esta conversión ecológica abarca una conversión cultural, económica, social y también generacional. La tierra es un don de Dios y por eso tiene que ver con la lógica de la receptividad. Nosotros recibimos la tierra que hemos heredado. Al recibirla, nosotros debemos transformarla y cuidarla para las generaciones futuras. Pero al mismo tiempo vivimos un inmediatismo enorme donde cada vez se habla menos en el futuro. Esto pone en crisis el sentido mismo de nuestra vida en la tierra. ¿Qué estamos haciendo con la tierra que hemos recibido? ¿La hemos recibido para depredarla o para cuidarla y transformarla para las nuevas generaciones? ¿Tenemos algún deber para las nuevas generaciones o les vamos a dejar un basural de derroche, de despilfarro con un agua híper-contaminada, con un cambio climático irrefrenable que va a causar un perjuicio enorme a través del calentamiento global a millones de seres humanos y con dificultades para aprovechar el oxígeno en el planeta? Entonces, todo esto va a requerir de nosotros una conversión que abraque distintos aspectos de nuestra persona. Una conversión que tiene que ver con nuestros hábitos de consumo - porque comprar también es un acto moral-, con lo educativo, con lo económico, y con nuestro estilo de vida. Una conversión que finalmente lleve a establecer una espiritualidad nueva que nos permita sensibilizar frente al problema ecológico. Yo me preguntaría desde la vida espiritual, en qué lugar debemos ponernos para escuchar el grito de los pobres y de la tierra. Y una vez que descubrimos ese lugar, tenemos que unirnos para crear conciencia de este deber y esta misión que tenemos todos hacia esta tierra y hacia nuestros hermanos.

 

Buenos Aires, 8 de agosto de 2019.

Agradecemos a Marcelo Figueroa, corresponsal del L´Osservatore Romano.

Oficina de Prensa y Comunicación

Conferencia Episcopal Argentina

Contenido del último año:

 

Agenda

©2019 Conferencia Episcopal Argentina
Suipacha 1034 - Ciudad Autónoma de Buenos Aires
(54 -11) 4328-0993/5823/0859/9570